El post de hoy va dedicado a las personas que padecen hipotiroidismo, una enfermedad más frecuente en mujeres que en hombres y que con mucha frecuencia se ve en las consultas de dietistas-nutricionistas por cursar con síntomas relacionados íntimamente con el metabolismo. Esta patología se produce cuando la glándula tiroides no produce suficiente cantidad de hormonas y como consecuencia se producen una serie de síntomas que detallaré a continuación.

Photo Credit: joshy_in_juneau via Compfight cc
Hay varios tipos de hipotiroidismo:

  • Primario: es la forma más frecuente y en la que la glándula tiroides se encuentra afectada. Esto se puede deber a varias causas:
    -Autoinmunes: como la tiroiditis de Hashimoto.
    – Destructivas: si se ha realizado una cirugía.
    -Por déficit de yodo.
    -Defectos enzimáticos.
  •  Secundario: la hipófisis produce bajos niveles de TSH.
  •  Terciario: el hipotálamo no puede segregar TRH y como consecuencia no estimula la hipófisis. Los niveles de TSH también se encuentran disminuidos.

¿Qué síntomas se manifiestan?

Como he destacado antes, es una patología muy usual en las consultas de dietistas-nutricionistas. Estos pacientes casi siempre tienen problemas de peso corporal, y esto es debido a que su metabolismo basal es más lento que el de una persona sana de su misma edad y actividad física. Recordemos que el MB (metabolismo basal) son las calorías que el organismo necesita para realizar sus funciones vitales. Es decir, queman menos calorías y como consecuencia es habitual la ganancia de peso. Al disminuir el metabolismo, el cuerpo genera menos calor y por eso suelen tener una intolerancia al frío. En relación a esto, también citar que existe menor gasto cardiaco y estreñimiento.

En cuanto a la piel, los edemas son frecuentes sobre todo en el contorno de los ojos. El pelo se cae fácilmente, las cejas son las más afectadas.
Otros síntomas a destacar son la apatía, cambios en la menstruación, retraso mental (cretinismo) y retraso en el crecimiento en niños y somnolencia.

Tratamiento

El tratamiento consiste en la administración de la hormona tiroidea contenida en un fármaco. Estas hormonas sintéticas son idénticas a las naturales que se toman por vía oral en ayunas. Tanto el tipo de medicamento como la dosis, serán prescritos por un facultativo que valore los análisis de sangre, edad y peso. Es un tratamiento de por vida en el que se irá revisando la dosis mediante analíticas que se realizarán entre 3 y 6 meses.

En cuanto a los posibles casos en los que exista sobrepeso, las recomendaciones son siempre las de una dieta sana, variada y equilibrada. Sí que es verdad que el hipotiroidismo dificulta bastante la bajada de peso, todo el mundo debería cuidarse. Quiero decir con esto, que no hay que utilizar a la enfermedad como excusa del exceso de peso, ya que si lleváramos todos una correcta alimentación diaria, no deberían existir problemas de sobrepeso y así manejar mejor a nuestro metabolismo si alguna vez aparecen enfermedades de este tipo.

Photo Credit: joshy_in_juneau via Compfight cc

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: