En el post de hoy, os presentamos 7 riquísimas recetas de Smoothies elaborados a base de fruta de temporada y sin azúcares añadidos. ¿Pero aún no has probado esta fabulosa forma de tomar fruta? Técnicamente “smoothie” es un término inglés que proviene de la palabra smooth, que significa literalmente “suave” o “fino”.

smoothies_CSS

Así pues, se trata de una bebida de textura cremosa preparada a base de trocitos y/o zumos de fruta, naturales o congelados, mezclados habitualmente con hielo, agua o incluso lácteos.

Eso sí, es imprescindible disponer de una buena batidora o licuadora (capaz de picar hielo o fruta congelada) y un vaso mezclador grande. Todas las recetas son muy parecidas y siguen el mismo proceso de elaboración: se lava y pela la fruta, se trocea y se mezcla con el resto de ingredientes para triturarlo todo junto hasta obtener la textura deseada. Se puede utilizar fruta congelada directamente (la textura quedará más espesa) o bien jugar con la mezcla de la fruta al natural y cubitos de hielo.

Ahora sí, os dejamos con estas 7 deliciosas recetas de Smoothies que marcarán la diferencia y darán un toque original a tus tentempiés!

Smoothie de fresa y frambuesa:

  • 200g fresas
  • 100g frambuesas
  • 5-6 cubitos de hielo pequeños
  • ½-1 yogur natural

Elaboración: Trocear la fruta y añadirla junto con el hielo en la batidora, y posteriormente añadir la cantidad de yogur ajustando en función de la textura que se desee conseguir. Batir hasta obtener una textura homogénea.

Smoothie de kiwi, naranja y plátano:

  • 2 kiwis
  • 2 naranjas (para zumo)
  • 1 o ½ manzana
  • 5-6 cubitos de hielo pequeños

Elaboración: Pelar y trocear los kiwis (las manzanas pueden pelarse o añadirlas con la piel) y exprimir el zumo de las naranjas. Añadir la fruta, el zumo y el hielo en la batidora y batir hasta obtener una textura homogénea.

Smoothie de plátano, manzana y canela:

  • 3 manzanas
  • 2 plátanos
  • Canela en polvo
  • 5-6 cubitos de hielo pequeños

Elaboración: Pelar y trocear las manzanas y los plátanos. Añadir la fruta, el hielo y la canela en polvo en la batidora y batir hasta obtener una textura homogénea.

Smoothie de piña y coco:

  • 2 trozos de piña natural (previamente congelados)
  • 200-250ml de leche de coco

Elaboración: Pelar y trocear la piña y congelar. Una vez tengamos los trozos de piña congelados, mezclarlos con la leche de coco en la batidora y batir hasta obtener una textura homogénea.

Smoothie de papaya, plátano y leche de coco:

  • ½ papaya
  • 1 plátano
  • 1 naranja
  • 5-6 cubitos de hielo pequeños
  • 200-250ml leche de coco

Elaboración: Pelar y trocear la fruta. Añadir la fruta junto con los cubitos y la leche de coco en la batidora y batir hasta obtener una textura homogénea.

Smoothie de sandía y menta:

  • 2 trozos de sandía (previamente congelados)
  • 2-3 hojas de menta o hierbabuena
  • 1 cucharada sopera de zumo de limón
  • ½-1 yogur natural

Elaboración: Pelar y trocear la sandía y congelar. Una vez tengamos los trozos de sandía congelados, añadirlos junto con las hojas de menta y el zumo de limón en la batidora. Finalmente añadir la cantidad de yogur ajustando en función de la textura que se desee conseguir  y batir hasta obtener una textura homogénea.

Smoothie de naranja, avena y vainilla:

  • 2 naranjas (para zumo)
  • 1 cucharada de café de vainilla en polvo
  • 2-3 cucharadas de postre de copos de avena
  • 5-6 cubitos de hielo pequeños

Elaboración: Exprimir las naranjas para obtener el zumo. Añadir el zumo, los copos de avena, la vainilla y el hielo en la batidora y batir hasta obtener una textura homogénea.

Photo Credit: Akane86 via Compfight cc

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: